Mi compromiso es la unión de todos los venezolanos

Henrique Capriles Radonski

El pasado domingo las calles de Caracas se llenaron del entusiasmo de cientos de miles de venezolanos que nos acompañaron al CNE para inscribir algo mucho más grande que la candidatura de una persona, nos acompañaron a inscribir la candidatura de todos los venezolanos. Nuestra candidatura no es un proyecto personalista, es el reflejo de la esperanza de millones de venezolanos que quieren una Venezuela de Progreso. Sabemos que juntos podemos construir el país que queremos y que merecemos, que juntos tenemos la fuerza para lograrlo.

Todos los venezolanos que caminamos juntos el domingo, todos los que estuvieron en Caracas acompañándonos en este paso significativo hacia el Progreso de Venezuela, y toda la gente que nos acompañó desde sus radios y sus televisores en todas las regiones del país, sabemos que podemos avanzar, pero que en las condiciones actuales es imposible.

Hoy tenemos un país con malos servicios públicos, azotado por la inseguridad, un país con una de las tasas de inflación más altas de la región, dependiente de las importaciones, un país estancado por la crisis de empleo y de oportunidades. Ese país que hoy vivimos es el que juntos vamos a cambiar el 7 de octubre. ¡Juntos vamos a construir un país para la vida! ¡Vamos a construir un país en el que todos los venezolanos puedan progresar!

Vamos a seguir sumando fuerzas, a seguir llevando nuestra propuesta de Progreso por todos los rincones de Venezuela. Ya lo he dicho: yo no vengo a prometer, vengo a comprometerme con todos los venezolanos. Lo seguiré repitiendo: este no es el proyecto de una persona, sino de cada uno de los venezolanos que quieren que su vida progrese. Este proyecto los incluye a todos, incluso a quienes apoyan al otro candidato, y como el próximo Presidente de Venezuela, me comprometo a gobernar para todos por igual.

Un Presidente tiene que ser capaz de lograr la unión, de convocar al país entero a un proyecto común. Sólo así se puede hablar del futuro. No hay futuro si sólo nos dedicamos a ver las cosas que nos separan, cuando de lo que se trata es de concentrarnos en las cosas que nos unen.

Yo me comprometo a unir a todos los venezolanos. Vamos a dejar atrás el conflicto político, vamos a dejar atrás la etapa de unos contra otros, vamos a trabajar para liderar ese futuro de Progreso, para avanzar hacia el país que merecemos y que tenemos tanto tiempo esperando y no para quedarnos estancados y divididos.

El 07 de octubre tenemos un compromiso con la vida

Ahora empezamos a recorrer el camino que conduce al triunfo el 7 de octubre, y para eso necesitamos la energía, el compromiso y el trabajo de cada uno de nosotros. Porque ese futuro que ya comenzó requiere de un gran esfuerzo, del esfuerzo de todos los que sabemos que podemos cambiar el rumbo de Venezuela, que queremos y que merecemos un país en el que todos podamos vivir tranquilos.

Yo me comprometo con cada uno de ustedes, con sus alegrías y con las soluciones de los problemas que nos afectan a todos. Para eso es que sirve el poder, para eso es que debe servir un Presidente. El poder no debe utilizarse para dividir y pelear ni para buscar mantenerse en un cargo. El poder es un préstamos que nos da el pueblo y tiene fecha de vencimiento y debe utilizarse para el bien, para las soluciones, para servir a nuestro pueblo.

El 7 de octubre tenemos un compromiso con la vida. De eso se trata esta elección: de escoger entre el camino del Progreso o las vías del conflicto, la división y la ineficiencia por las cuales nos ha llevado el gobierno central durante los últimos catorce años.

Vinimos a hacer lo que no se ha hecho. Este gobierno no pudo: 14 años son suficientes, 20 años son demasiados. Siguen hablando de lo mismo que han hablado durante 14 años, siguen echándole la culpa a otros: a los extranjeros, a los gobiernos anteriores. Pero no hablan de los problemas de los venezolanos. No hablan del desempleo, ni de la inseguridad, ni de la anarquía, porque en 14 años no encontraron la solución.

¡Hay un camino!

Vamos a dejar atrás la improvisación y el chantaje. Tenemos el compromiso de generar oportunidades para que todos los venezolanos puedan tener un empleo con calidad, para que todos nos sintamos seguros y tranquilos. Tenemos el compromiso de que las misiones sigan siendo de ayuda para los más necesitados, sin que tengan que militar en ningún partido.

Venimos a comprometernos y a asumir las responsabilidades que otros se niegan a asumir. Este proyecto no viene a quitarle nada a nadie, ni a echarle la culpa a nadie. Aquí no venimos con revanchas. Llegamos aquí porque millones de venezolanos quisieron que estuviéramos aquí y tenemos una misión, que es la misma para todos: progresar.

Los venezolanos queremos un gobierno transparente, sin trampas, sin oscuridad. Queremos que tengas el derecho a pensar por ti mismo y no que otro decida tu vida. Queremos un país donde la gente esté pendiente de sus planes y sus metas.

La fuerza para construir el país que merecemos está dentro de ti y de millones de venezolanos que piensan y sienten como tú. Juntos tenemos la fuerza. Juntos tenemos las ganas. Vamos recorrer el camino que tú quieres, no el camino que otro quiere para ti.

No nos cansamos de decirlo: ¡Hay un camino! ¡Un camino para todos por igual!

About these ads

~ by Rafael Martel on June 17, 2012.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

 
Follow

Get every new post delivered to your Inbox.

Join 133 other followers

%d bloggers like this: